Batalla del vino de Haro, la madre de todas las batallas.

Hace muy poco hablaba sobre la declaración como fiesta de interés turístico regional de la Batalla del Clarete de San Asensio, pero no podía dejar a un lado a la que en realidad es la madre de todas las batallas, la Batalla del Vino de Haro.

¿Como podían imaginar aquellos primeros vecinos de Haro, que una mañana de San Pedro, mientras esperaban la misa en los Riscos de Bilibio, esa infantil salpicadura de una bota de vino iba a desembocar en tal acontecimiento?
Pues mira tu por donde, unos siglos después, esa pequeña refriega es hoy en día una fiesta de interés turístico nacional que atrae a visitantes de todos los lugares del mundo con ganas de sentir lo que es atacar y ser disparado con esta singular munición de vino tinto.
Si te armas de valor y visitas la contienda, ten en cuenta que se celebra muy temprano y aunque sea 29 de Junio, estar empapado por la mañana es una sensación de frescura a la que solo se muestran impunes aquellos que llevan toda la noche abandonados a las bondades del dios Baco.
Si te decides por hacer fotografías de la batalla del vino quiero que sepas que es un acto realmente inconsciente para quien ama a su equipo fotográfico, pero si pude hacerlo yo, también podrás hacerlo tu ¿verdad?
Quiero mostrarte algunas imágenes que realicé de la fiesta, puedes pinchar sobre ellas para verlas a un tamaño mayor.

4 comentarios en “Batalla del vino de Haro, la madre de todas las batallas.”

    1. Eduardo Blanco Mendizabal

      No aconsejo beber del líquido que allí se dispara, pero si os gustan los deportes de riesgo gastronómico, adelante.
      En cambio, en el pueblo y en las bodegas, es más que recomendable probar estos caldos de Rioja.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Suscríbete!

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Cursos y viajes

Ir arriba